Buscador

 

Suscríbete [e-mail]

 

Historia

Sin prisa pero sin pausa. Esa es la política que desde el principio de su fundación ha querido seguir el Fútbol Sala en Zamora en uno de los deportes que en la fundación de la entidad (2001) gozaba de una gran salud y un gran seguimiento, pero que con el paso de los años ha perdido un poco su posición en el terreno mediático. Pese a ello, la liga española de fútbol sala sigue considerándose como “La Mejor Liga del Mundo”, y muchos de los países que quieren mejorar en esta disciplina toman como modelo y referencia el fútsal español, bien a través de vídeos o estudios, o bien mediante el fichaje de entrenadores o jugadores que han desarrollado toda su carrera en España.
En ese verano de 2001 es cuando empezó a andar el proyecto del Fútbol Sala Zamora. Los rojiblancos se propusieron ser el equipo de referencia en nuestra provincia en la materia de fútbol sala, algo complicado teniendo en cuenta que el Atlético Benavente también estaba en el panorama nacional, incluso llegando a saborear las mieles de la División de Plata. Pero con mucho ahínco, sufrimiento y sacrificio, la entidad empezó su andadura en el complicado mundo del fútbol sala.

Imagen del contenido

Su estreno fue en la Primera Nacional A. Ya en esa plantilla había jugadores que han sido referencia hasta hace bien poco como Carlos Sierra, Óscar, Uge, Álex o Julito. En esa primera temporada el club vistió de verde, y es que el rojiblanco no fue el color originario. Es cierto que en las últimas temporadas su indumentaria ha sido rojiblanca, pero en sus inicios como entidad el verde oscuro fue el color elegido para comenzar su andadura. En esa primera temporada, el equipo sorprendió consiguiendo una meritoria tercera posición en la tercera categoría del fútsal nacional, la Nacional A. Una posición, que sin embargo no permitía el ascenso a la División de Plata. Comenzaba, de esta manera, un periplo de cuatro años en esta categoría, con el único objetivo de dar el salto a Plata.

Imagen del contenido

Este intento fallido de ascenso no mermó las ilusiones de los dirigentes rojiblancos que seguían confiando en poder meter a Zamora en la División de Plata. Al año siguiente, en la temporada 2002/2003, el equipo mantuvo la base de la campaña anterior con alguna incorporación, como por ejemplo la del salmantino Carlos Sogo. Y es que en esos inicios de la entidad, casi la totalidad del equipo estaba compuesta por jugadores de Zamora y de Salamanca. Ese curso fue espectacular. El Fútbol Sala Zamora logró acabar la competición regular en segunda posición y se clasificó para jugar la fase de ascenso a División de Plata. Era el más difícil todavía, ya que en las fases de ascenso entran varios factores en juego, no solo el deportivo, sino también un puntito de suerte. En esta fase de ascenso, el equipo se mide a Talavera. Seguro que esa página en la historia del FS Zamora es recordada por todos los aficionados a este deporte en nuestra provincia. Tras una gran temporada, la entidad zamorana tiene que vérselas con uno de los equipos más potentes e históricos del fútsal nacional.
La eliminatoria de ascenso se disputa a doble vuelta. En el partido de ida el resultado en el Ángel Nieto es de 5-5. Por parte del Aspiraciones Zamoranas juegan de inicio Isaac, José Ignacio, Nacho, Luisfer y Alex; además, salen desde el banquillo Óscar, Sergio, Julito, Cuevas y Chuchi. Por tanto, la eliminatoria se va a Talavera con todo por decidir. El Pabellón Primero de Mayo registra un lleno histórico, con cerca de 2.500 personas para ver el ascenso a División de Plata. Los zamoranos, que se pusieron por delante en el marcador hasta en tres ocasiones, no pudieron con la amplitud de plantilla de los castellano manchegos y al final acaban claudicando por 10-5. Isaac, José Ignacio, Nacho, Chuchi, Alex, Óscar, Sergio y Julito jugaron aquel partido.

Imagen del contenido

Con el ascenso truncado, el Fútbol Sala Zamora afronta su tercera temporada en Nacional A con la intención de hacer una campaña de transición. Esa temporada, el Gevasport Boadilla (División de Honor) de Werner, Davichín o Merino (que más tarde volverán a verse las caras con el FS Zamora en Plata) se lleva la segunda edición del Trofeo Ciudad de Zamora. En el campeonato regular, la entidad rojiblanca acaba en séptimo lugar.

Imagen del contenido

Y por fin llega el año del ascenso a Plata. La temporada 2004/2005 es la elegida para dar el salto por el club. Se apuesta por jugadores importantes y por una base que se ha ido formando en la temporada anterior que se había usado de transición. Víctor, Álex, Javi Serrano, Carlos Sierra, Óscar, Uge, Diego, Ricardo, Raúl Rodríguez y Julito son los componentes del equipo que logra el ascenso. En este caso, la competición sufrió una modificación; así, se suprimía la fase de ascenso y directamente ascendía el primer clasificado de cada grupo de Nacional A. El Aspiraciones Zamoranas finaliza campeón después de ganar en Parla en la penúltima jornada de campeonato. Su máximo rival, el San Agustín de Guadalix, vio como el equipo zamorano le privaba del ascenso. Este salto a División de Plata suponía igualar el techo al que había llegado nunca la provincia de Zamora en División de Plata, ya que el Atlético Benavente ya había disputado alguna temporada en esta segunda categoría.

Imagen del contenido

Con la ilusión del ascenso, el Fútbol Sala Zamora preparaba su primera temporada en Plata. La base de los jugadores que lograron llegar a la categoría y la incorporación de los hermanos Calvo y los hermanos Cala, fueron el armazón para intentar mantenerse. La empresa era difícil, y más al caer encuadrados en el Grupo C, quizás el más complicado de la segunda categoría del fútsal nacional. Pese a las dificultades, el Bajoz-Aspi-GCE logró terminar la liga en una cómoda décima posición, logrando la salvación de una manera más placida de lo esperado, gracias al gran trabajo realizado por cuerpo técnico y jugadores durante la campaña.

Imagen del contenido

Un trabajo duro que se vio más aún reflejado el año siguiente. En la temporada 2006/07 el equipo rojiblanco parte con uno de los equipos más flojos de toda la División de Plata, según casi todos los entrenadores que en el inicio de liga analizaban las plantillas. Demasiada juventud para mantener una categoría que había tardado cuatro años en llegar. Pero después de un gran sufrimiento, el equipo zamorano logró salvarse en la penúltima jornada, con un triunfo ante el Administración 300 de Leganés. El arma del portero jugador, una nueva regla que se implantaba esa misma temporada, fue la tabla de salvación del equipo, que logró mantenerse en la División de Plata. Al final, el FS Zamora acabó decimotercero.

Imagen del contenido

La campaña 2007/2008 es el inicio del asalto a la División de Honor. Este fue, como ocurrió en la 2003/2004, el año de transición para preparar un equipo capaz de dar el salto a la máxima categoría. Eloy, Bruno Cabral, Kadú, Leo Carioca y Vevé son los jugadores encargados de dar ese salto de calidad necesario al equipo para mantener la categoría de manera holgada. En navidad, con la llegada de dos jugadores procedentes de la División de Honor, Claudinho y Leo Soares (para suplir a Leo Carioca y Vevé) la plantilla se juega hasta el final, con Burela, la opción de entrar en la fase de ascenso a Honor, una eliminatoria que juegan los cinco primeros del grupo. Al final, el GCE Arcebansa, que así es como se llama comercialmente el equipo, finaliza sexto, a un solo paso del “play off”.

Imagen del contenido

Pero el terreno ya estaba sembrado y el año 2008/2009 sirve para recoger los frutos del trabajo bien hecho durante las tres temporadas anteriores en División de Plata. Solo hacía falta saber si la cosecha iba a salir buena o no. Y afortunadamente para toda Zamora fue un año inigualable. Quince jugadores fueron los encargados de llevar al FS Zamora a la historia; de incluir sus nombres en el libro de oro de nuestra provincia, al colar por vez primera a un equipo en la máxima categoría de un deporte de equipo profesional. Víctor, Claudinho, Silami, Pipe, Pavesio, Rubén Cala, Nico, Javi Serrano, Javi Cala, Oscar, Bruno Cabral, Eloy, Kikillo, Carlos Alberto y Pablo Jurado fueron los encargados, junto a la dirección de Miguel Ángel Hernández y la presidencia de Justy Fernández, de llegar a la máxima categoría.

 

Imagen del contenido

El techo del fútbol sala fue tocado la temporada 2009/2010 por el Arcebansa Chint Zamora y todos los zamoranos tuvieron la opción de poder saborear la tensión, la espectacularidad, la rapidez y la magia de una máxima categoría, en este caso de fútbol sala y en este caso de “La Mejor Liga del Mundo”. Zamora estuvo ahí aunque no pudo asentarse en la División de Honor. Eso sí, nadie puede quitar a este club lo que vivió esa temporada que supuso algo pionero en nuestra provincia. Se consumó el descenso en la última jornada tras caer ante el Marfil Santa Coloma y perder la categoría por un solo punto de diferencia.

 

Imagen del contenido

La campaña 2010/2011 se consideraba de transición. Con la llegada de Juanito al banquillo, el objetivo era estar dos o tres temporadas en la División de Plata para dotar de mayor solidez al proyecto. Se creó una cantera con más de 130 niños y una decena de equipos. En lo deportivo, el equipo realizaba un buen papel y se metía en su segunda fase de ascenso a División de Honor en su historia. Tras quedar sextos en liga regular, Maristas Valencia fue el rival en las semifinales por el ascenso. La serie se la llevó Valencia por un parcial de 2-1 y el Arcebansa cerró el año cumpliendo objetivos.

Imagen del contenido

Temporada 11/12

La imposibilidad de hacer frente económicamente a una liga tan costosa como la División de Plata de un solo grupo, hace que la directiva del FS Zamora decida apelar a la coherencia, no salir en la Segunda División y dar un paso atrás para competir en Nacional A (nueva Segunda B) en la temporada 2011/2012. El equipo estará compuesto por un nutrido grupo de jugadores de la provincia que tendrán como objetivo la permanencia. Además, se trata de seguir apostando por fortalecer los cimientos del club con la continuación del trabajo de cantera.

 El fútbol sala  Arcebansa Zamora termina la temporada 11/12.  Después de no empezar bien en la liga y pasar muchas jornadas en plazas de descenso,  el esfuerzo tanto por parte de la dirección realizando  algún fichaje de refuerzo (Celino, Josico)  como por parte de los jugadores hizo que en la recta final de la competición se encadenaran 8 encuentros sin perder, quedando en un  merecido 9º puesto en la clasificación.

 

Imagen del contenido
Temporada 12/13

 En campaña 12/13, se confeccionó un equipo, que podía aspirar a todo en esta categoría, después de un año en el que hubo bajas de jugadores  por diversas causas (Rezende, Josico, Saba), así como la salida del equipo del entrenador (Luisma Santos) por motivos personales, y encargándose del entrenamiento en los últimos meses dos de los jugadores de la primera plantilla.

El juego desplegado durante esta campaña  fue con altibajos, donde se vieron partidos muy buenos, y otros  que no lo fueron tanto.

 El FSZamora acabó en  7ª posición de la tabla.

Imagen del contenido

En la temporada 12/13 hay que hacer mención especial a la cantera del equipo , donde su equipo cadete regional alcanzó la final de copa de Castilla y León , y donde por encima de todos los equipos del club sobresalieron  los componentes del equipo Juvenil de liga Nacional diriguidos por Pedro Sánchez , donde fueron campeones de la liga Nacional  grupo II y pasaron a la fase final Nacional , donde perdieron con el Maristas Valencia , en el que fue el mejor año de la cantera de este club.

Imagen del contenido
Imagen del contenido
Temporada 13/14

Terminó la campaña 13/14, donde el primer equipo acabó la competición en sexto lugar de la tabla, el equipo femenino  Samura que este año jugó asociado con el FS Zamora terminó primero de su grupo logrando el ascenso  liga nacional, en un año en el que no perdió más que un partido, la superioridad de las chicas fue la tónica durante toda la campaña.

    Así como destacar  el campeonato de liga provincial senior de Zamora, donde consiguió la primera plaza y con ello la posibilidad de ascender directamente de división el equipo asociado l el River-FSZamora,  logrando el ascenso  tercera división.

Un buen año para la cantera que participó con equipos en once competiciones, de todas las categorías, algunas de ellas simultáneamente en F7.

 

 

 

 

 

Temporada 14-15

En esta temporada el FSZamora compitió en la segunda división , en un año que el gran movimiento y las idas y venidas de jugadors , no facilitaron nada la buena marcha del equipo , que aunque acabó penútimo de la clasidficación , disputó partidos muy interesantes dentro de esta categoría.

La temporada que viene jugará de nuevo en la categoría y seguro que la experiencia de los jugdores que posee harán que el equipo vaya cada vex mas arriba.

Fútbol Sala Zamora | clubfutbolsalazamora@gmail.com

SGM